Cala Lunga, situada en el municipio de Calasetta, está en la costa oeste de la isla de San Antioco, en el archipiélago de Sulcis.

La playa debe su nombre a la larga entrada que la precede, un fiordo color esmeralda de agua verde con un mar abierto que lleva a una pequeña franja de arena llena de gente, sobre todo en verano. La playa de arena gruesa de color ocre mezclada con conchas y fragmentos de coral, está enmarcada en rocas cubiertas de vegetación mediterránea y chumberas que protegen este lugar de las corrientes de viento y mar.

De hecho, la pequeña bahía se caracteriza por aguas poco profundas que desciende desde la orilla de manera progresiva, haciendo de esta playa un lugar protegido y apto para todo el mundo.
Los fondos de roca son perfectos para practicar snorkeling y buceo.

Desde la playa o junto al mar se puede llegar a otras bahías pequeñas, como la Cala Tuffi, una bahía azul que forma una piscina natural rodeada de altas rocas.