Monumentos abiertos, descubriendo tesoros arquitectónicos y artísticos

Veduta di Alghero

Monumentos abiertos, descubriendo tesoros arquitectónicos y artísticos

Desde el 21 de abril y hasta el 8 de junio un itinerario a través de la Isla te acompañará para descubrir 800 lugares de cultura y arte, algunos poco conocidos o inaccesibles el resto del año, edificios símbolo que van desde la antigüedad hasta nuestros días
un patrimonio cultural e histórico de inestimable valor

Magnificencia, memoria, autenticidad y sentido de comunidad: es la más grande ‘movilización’ popular para tutelar, valorizar y promover los bienes culturales de Cerdeña. La vigésimo primera edición de ‘Monumenti Aperti’ (Monumentos abiertos) candidata al Europa Nostra awards 2018, premio de la Unión Europea para el patrimonio cultural, mostrará, en el transcurso de siete fines de semana, el patrimonio arquitectónico, histórico y de naturaleza de la isla: 800 lugares de cultura, entre museos y sitios arqueológicos, iglesias y edificios históricos, monumentos naturales y parques de 59 Ayuntamientos sardos, siete de los cuales adhieren por primera vez a la manifestación. Cada comunidad se describe mediante itinerarios literarios, recorridos por la arquitectura urbana, marcada por siglos de alternancia de poder y viajes a un lejano pasado, entre las reliquias de antiguas civilizaciones. Tu visita se verá acompañada por la ‘narración’ de 18 mil voluntarios, en su mayoría estudiantes de la escuela de todos los niveles.

Bastione Saint Remy - Cagliari
800 monumentos símbolo de las vicisitudes milenarias de Cerdeña

Dentro de la fascinante experiencia de descubrir la historia insular, no faltan las torres pisanas de Calgiari, así como el redescubrimiento de la colina de Tuvixeddu y muchas otras arquitecturas-símbolo. La novedad de la capital son el cuartel Ederle y el comando militar del Ejército. En Sassari ya son una muestra en sí mismas las plazas y los edificios históricos, así como los lugares de cultura como el museo G.A. Sanna. Eterno perdura el encanto de los bastiones de Alghero, para realizar largos paseos románticos. Dentro del territorio del centro catalán se pueden también visitar los nuragas Palmavera y Sant’Imbenia, el parque regional de Porto Conte y la necrópolis de Anghelu Ruju. Entre Sassarese y Logudoro se pueden admirar antiguos edificios, monumentos religiosos y nuragas, museos y tradiciones seculares de Cossoine, Osilo, Ploaghe, Thiesi, Torralba y Usini, con una propuesta añadida de patrimonio inmaterial como son el canto y la danza. No pueden faltar los fuertes medievales: el castillo de Serravalle en Bosa, el castillo de Sanluri, el de Villasor y las residencias aristocráticas como el palacio Boyl de Milis. Entre Barigadu, Montiferru y alto Campidano, podrás descubrir la naturaleza y la cultura de tres nuevos participantes: Bauladu, Tramatza y Seneghe, por excelencia la ciudad del aceite.

Chiesa santa Maria Sibiola - Serdiana
Descubriendo la Isla a través del espíritu auténtico de sus comunidades

Una misteriosa atmósfera rodea los complejos mineros de Arbus y Guspini, entre los que se destaca el pueblo fantasma Ingurtosu y la mina Montevecchio, la ex mina Malfidano de Buggerru y la aldea minera Nebida (Iglesias). Siempre en el Sulcis no deben perderse las bellezas de Santadi, Villamassargia y Sant’Anna Arresi, cuyo nombre deriva de las dos iglesias dedicadas a la santa y del nuraga Arresi, núcleo fundacional del pueblo. En la zona media y baja de Campidano se han previsto muchos fines de semana de «abertura de monumentos’: bellezas naturales, iglesias y bienes arqueológicos de Gonnosfanadiga, Nuraminis, Samatzai, Serramanna, Uras, Villamar y Pabillonis, el pueblo de is pingiadas (ollas). Dentro de la misma zona, se pueden apreciar los murales de San Gavino. La Marmilla, tierra de la Giara, de nuragas y tumbas de Gigantes, se ve representada por Lunamatrona. Descendiendo hacia el sur de Campidano destacan los edificios históricos y medievales de Sestu (San Salvatore), Selargius (San Giuliano y San Lussorio), Settimo san Pietro y Monserrato (Sant’Ambrogio), ciudad de gran tradición vitivinícola, la herencia romana de Ussana, las prehistóricas de Quartucciu y la aldea-museo San Sperate. En Quartu sant’Elena se muestra la ex sede de actividades comerciales históricas y casas-museo del novecientos de Campidano.

Laveria  La Marmora - Nebida
Edificios históricos, antiguas iglesias, sitios arqueológicos, museos, monumentos naturales...

Además de los ya citados, son muchos los edificios históricos de culto ‘abiertos’ para la ocasión: la iglesia románica San Nicola di Trullas en Semestene, el más pequeño de los ayuntamientos que participa, la catedral de San Pietro Apostolo de Terralba, el duomo de Santa Maria en Oristano, la ex catedral de San Pantaleo en Dolianova, Santa Maria de Sibiola en Serdiana, Sant’Antioco di Bisarcio en Ozieri, la basílica de Sant’Antioco en la ciudad del Sulcis, la iglesia de Santa María de Uta y la basílica de San Simplicio en Olbia. A las dos últimas se combinan las visitas respectivas del museo virtual s’Inzidu Archeologicu y el museo arqueológico de Olbia. Siempre en tema, los testimonios arqueológicos son infinitos; desde los vestigios fenicio-púnicos de colle Olladiri de Monastir al templo de pozo de Sant’Anastasia y las termas romanas de Sardara, las ruinas de Gurulis Vetus en Padria y los nuragas de Villanovafranca y Villanovaforru. ‘Monumenti Aperti’ también significa medioambiente: los prodigios de piedra de Rocce Rosse de Arbatax en Tortolì y de s’Archittu de Santa Caterina de Pittinurri (Cuglieri), la cascada de sa Spendula en Villacidro, y las áreas protegidas, como el sugestivo parque de la Asinara (Porto Torres) y la espléndida área marina de Capo Carbonara -Villasimius.