La playa de arena suave y dorada se distingue por los tonos verdes poco profundos y cálidos. El agua es transparente e ideal para el buceo.

El ambiente nocturno de Pula cuenta con muchas actividades divertidas en la plaza de la Iglesia del Pueblo, con largas caminatas y mucho ejercicio. Puedes correr por la avenida que conduce a Nora, una buena forma de mantenerte en forma y sumergirte en la naturaleza. En la zona de Su Guventeddu, sobre todo en otoño e invierno, podrás practicar surf esperando la ola perfecta.

Después de un plato de espaguetis con marisco o jamón e higos, no dejes de visitar el Centro didáctico de la laguna de Nora y la zona de la laguna. Déjate llevar por el sistema de canales y pequeñas islas creadas a lo largo del delta Río Arrieras, lugar de exuberante vegetación típica de las zona mediterránea, con muchas especies de aves.